Cuando estás acostumbrado a visitar bodegas, es difícil que una te sorprenda, en este caso, la sorpresa (grata) venía más que por la bodega, que en sí no es más que eso, un lugar para elaborar vino, por los viñedos y su ubicación en la sierra de Tramontana en la isla de Mallorca.

IMG_7584No son muchos los viñedos que pueden presumir de estar en pleno parque natural, aunque este privilegio conlleva mucha responsabilidad y dificultad en el cultivo, algo que los propietarios de la bodega han sabido asumir y son los primeros interesados en cumplir y respetar como buenos amantes del medio natural. Además de llevar adelante el proyecto de Mortitx, están colaborando con la Consellería de Agricultura del Govern Balear, en la recuperación de variedades autóctonas que estaban a punto de desaparecer.

Los viñedos son únicos en Mallorca y casi en el marco Mediterráneo, ya que se encuentra a 400 metros sobre el nivel del mar, en un valle rodeado de montañas con una abertura al mar y la influencia de sus vientos. Es inimaginable pensar en una bodega igual y en sus viñedos, cuando se sube a la sierra. Llegando por un camino angosto y sinuoso al viñedo y bodega, que es cuando se nos descubre a la vista un valle, totalmente llano, con una tierra fértil y unas condiciones inigualables. Cuando hablo de tierra fértil, hay quien pueda pensar que no es tierra propicia para la viña. Tampoco, si digo que este punto, es el de más alta pluviometría de toda España. Han sabido crear las condiciones ideales, para sacar la mejor calidad del viñedo, que no producción, por lo que el resultado final de los vinos, hablan por sí solos de este trabajo.

3 olivoVolviendo a la mención de Parque Natural, supone además de un compromiso con la tierra, una limitación a la hora de fijar tratamientos para el viñedo, lo que les obliga prácticamente a trabajar la tierra como cultivo ecológico. La alta pluviometría puede hacer pensar que el fruto y la planta puede sufrir en condiciones de alta humedad, pero por un lado la orientación del viñedo al norte, no muy habitual, y la entrada de corrientes marinas constantes, secan la uva y la viña manteniéndola totalmente seca tras la lluvia y libre de enfermedades que en otros sitios si afectan principalmente por la humedad. Al suelo se le aplican las debidas correcciones plantando un manto vegetal que va a contrarrestar esta riqueza en el suelo, que sobre todo es mineral, algo que se nota en los vinos.

Las variedades plantadas son la Syrah, Merlot, Cabernet Sauvignon, Monastrell en tintas y  Moscatel, Riesling y Malvasía, que en este caso ha sido traída de Córcega en blancas.

La bodega probablemente reciba el aire más limpio del Mediterráneo, por tanto, la lluvia también lo es, lluvia que riega el viñedo y que llena los dos embalses con los que cuenta la finca en la parte alta de la sierra y que son un auténtico espectáculo de ver con el mar al fondo y el vuelo del voltor, (buitre negro) casi extinguido, que se está recuperando y que es el rey de la tramontana. Unos viñedos donde ni siquiera ha llegado la tecnología no teniendo cobertura móvil. Lo mejor para aislarse y disfrutar de la naturaleza que rodea los viñedos.

Prueba de la poca interacción humana en esta zona, es que se conservan olivos centenarios y uno de ellos, probablemente milenario, un auténtico espectáculo.

Interior de la bodega

Interior de la bodega

La bodega es pequeña, hay que tener en cuenta la dificultad que supone la construcción dentro de los espacios naturales protegidos, si bien, hay un claro compromiso por la calidad en una bodega dimensionada y a la última, siempre con depósitos de poca capacidad y otro buen número de depósitos de 1000 litros para investigación. Todo el almacenamiento y envejecimiento se realiza en cámaras refrigeradas, separadas y con temperaturas adecuadas a cada caso. Cuentan con una tercera cámara frigorífica donde guardan la uva y la atemperan antes de iniciar el proceso de elaboración. Además, les sirve para congelar la excelente malvasía de la finca y hacer el único (creo) Eiswein (Dolç de Gel) del mediterráneo. Un auténtico privilegio.

El equipo humano ha sabido interpretar las necesidades del terreno y lo que éste está dispuesto a ofrecer para conseguir una extensa gama de vinos, todos ellos de gran calidad, gracias al criterio profesional, buena mano y mejor gusto de su enóloga de origen francés, ofrecen una extensa gama de vinos que van desde un blanco joven, pasando a un blanco con fermentación en barrica, tinto joven, crianza y vino de autor. Por supuesto, el Eiswein – Ví de Gel,  del que hablaba antes. Todos ellos bajo la IGP “vinos de la tierra de Mallorca”. El resto de profesionales que forman el equipo de Mortitx han sabido hacer suyo el proyecto y están consiguiendo grandes logros comerciales, por otro lado, la visita a la bodega es una auténtica experiencia por lo que si viajan pronto a Mallorca, no se olviden de llamar para visitarla. Lleven el maletero vacío porque les apetecerá cargarlo con los interesantes vinos que elaboran.

LA CATA DE L’U

lu-negre---copiaVino de la tierra de Mallorca

Syrah 64%, Merlot 24%, Cabernet 12%

13% vol

15 Meses barrica roble frances

4500 botellas

Rojo picota intenso con ribete púrpura y capa media alta.

Nariz compleja, buen ensamblaje que aporta lo mejor de cada varietal con una madera de calidad perfectamente integrada. Encontramos con facilidad fruta negra (ciruela madura, moras) con fondo mineral que viene marcado por el terruño. Luego se va abriendo a otros como el pimiento verde, recuerdos florales (lila, violeta) aromas especiados a pimienta y clavo, cuero, cacao puro y vainilla que junto al toque lácteo de este vino bien puede recordar a natillas. Toques de ebanistería y un fondo de hojarasca y seta.

En boca es intenso, con cuerpo, pero a la vez muy balsámico con una acidez que refuerza este frescor. Es un vino concentrado pero muy mediterráneo, de trago agradable y un tanino potente que llena la boca y le aporta estructura.

Al fondo aparecen con mas nitidez las flores (violeta) el cacao dejando un recuerdo aromatizado muy agradable.

Sobre El Autor

Joaquín Parra López es técnico especialista en Gestión y Administración de empresas y Técnico superior en comercio y marketing. Master en comercio internacional por la EOI y Formador Ocupacional especializado en el área administrativo, comercial y marketing. Ha trabajado desde 1998 como responsable de administración, director comercial y Gerente en distintas bodegas hasta el año 2006 cuando inicia su actividad profesional independiente como “WINE UP CONSULTING”, convirtiéndose en una de las pocas empresas de España y la primera de Castilla La Mancha dedicada al asesoramiento comercial y marketing vinícola. Autor del Manual de Cata ¿Es bueno este vino? Editado y distribuido por Mundi-Prensa con prólogo del maestro Sommelier Charlie Arturaola, viajero del vino y uno de los educadores de vino mas valorados en USA. Autor de la Guía de vinos digital Wine Up. Creador y administrador del primer panel de cata de vinos online: www.ecatas.com, y administrador de otros portales dedicados al vino como: www.wineup.es, www.vinoticias.es y www.bodegassingulares.com. Educador de vinos y promotor de la cultura del vino a través del Wine Up Tour con Bodegas Singulares & Vinos de Autor viajando por España promocionando las bodegas en lo que se ha denominado: Enoturismo Inverso.

Deja un comentario